Diagnóstico diferencial de la Alergia a los crustáceos y moluscos

 

     
  Es importante diferenciar la reacciones alérgicas por mariscos de aquellas producidas por otros alérgenos (pescados, Anisakis), por la ingestión de mariscos contaminados por residuos, o con parásitos como Anisakis simples; por conservantes como sulfitos, glutamato o tartracina; por gérmenes, toxinas bacterianas o toxinas naturales. Las reacciones más frecuentes por toxinas son las producidas por dinoflagelados que parasitan bivalvos capturados coincidiendo con las mareas rojas, o por diatomeas que parasitan bivalvos o cangrejo.  
     

 

En las orejas de mar puede tener importancia una toxina fotosensibilizante procedentes de las algas marinas ingeridas por el molusco. Los surfistas pueden presentar síntomas respiratorios originados por la inhalación de dinoflagelados. Se ha descrito asma ocupacional al manipular ostras producida por las proteínas de un parásito habitual de las mismas (Styella alicata).