PUBLICIDAD
 
  Flora intestinal equilibrada
   

 

Mi hijo tiene "Helicobacter pylori", ¿cómo se ha contagiado?

Los niños suelen reinfectarse más y padecer gastritis por su causa

 

     
     
Mi hijo tiene Helicobacter pylori  

¿Qué es el Helicobacter pylori?

 
El Helicobacter pylori de una bacteria (bacilo gram-negativo, curvo y espirilado, con varios flagelos móviles en un extremo) que causa frecuentemente infección digestiva crónica en todas las edades y de forma mundial. Su prevalencia aumenta con la edad y con el menor nivel socioeconómico. Así pues, en países desarrollados es muy rara la infección antes del primer año de vida, mientras que en aquellos en vías de desarrollo la mayor parte de la población adolescente está infectada.

Dra. Esther Vaquero.
Unidad de Gastroenterología y Nutrición Infantil.
Servicio de Pediatría, Hospital Clínico San Carlos.
     
   
   

¿Desde cuándo se conoce el Helicobacter pylori?

 
Robin Warren, patólogo, fue el primero que observó una bacteria en la biopsia gástrica de un paciente con gastritis crónica activa; posteriormente este especialista se unió a la investigación Barry Marshall y en 1982 ambos consiguieron aislar el Helicobacter pylori por primera vez.
 
 
 

¿Cuál es la importancia del Helicobacter pylori?

 
   
  Esta bacteria es la principal causa de gastritis crónica: aproximadamente un 15 por ciento de los casos evolucionan a úlcera gástrica y duodenal (Consenso por los Institutos Nacionales de Salud, año 1994). También es considerada por la Organización Mundial de la Salud como agente cancerígeno en humanos, ya que la úlcera puede terminar malignizándose.

En adultos, más del 90 por ciento de las úlceras de duodeno -y un 70 por ciento de las de estómago- se relacionan con Helicobacter pylori. Sin embargo en la mayoría de los estudios realizados en niños se reportan pocos casos de úlcera: habitualmente la infección por esta bacteria se asocia a gastritis.
   
 
   
   

¿En qué consiste la gastritis?

 
La gastritis es una inflamación crónica de la capa que recubre por dentro la cavidad del estómago, denominada mucosa gástrica, y que se diagnostica mediante el estudio de este tejido (biopsia).La inflamación de la mucosa gástrica es el resultado del desequilibrio entre los factores protectores locales (moco y bicarbonato) y los agentes tóxicos como ácido gástrico, ácidos biliares, pepsina y Helicobacter pylori.
 
Este último tiene forma de sacacorchos con flagelos móviles, con lo que se va introduciendo en la mucosa del estómago, y también tiene unas sustancias llamadas adhesinas que le ayudan a anclarse a la pared del estómago. Una vez allí, la bacteria pone en marcha mecanismos para crearse un entorno alcalino que le permita sobrevivir a la acidez gástrica y produce unas sustancias tóxicas que son las que provocan el daño celular.
 
Cuando existen lesiones más profundas en la mucosa (como si faltase tejido), hablamos de úlcera. Esta puede estar localizada en estómago (gástrica) o en primera porción de intestino delgado (duodenal).
 
 
 

¿Cómo se contagia el Helicobacter pylori?

 
El reservorio (dónde habitualmente se localiza el Helicobacter pylori) es la mucosa gástrica de los humanos, sin embargo recientemente también se ha visto en el estómago de animales (perros y gatos). Los alimentos también pueden ser reservorios de Helicobacter pylori, ya que en verduras crudas y otros alimentos como pollo, leche o yogurt estas bacterias pueden permanecer vivas durante varias horas

La forma de transmisión aún no está esclarecida pero existen estudios que intentaron relacionar algunas vías de contagio; por ejemplo, entre humanos se ha visto que existe agregación familiar –es decir, varios familiares afectados-, pero el mecanismo de contagio exacto es desconocido; pudiera ser por medio de la saliva.

También se habla de zoonosis, infección que se transmite de animales a humanos, ya que el perro y el gato son portadores de Helicobacter pylori en sus estómagos y podrían ser transmisores; incluso se postula que las moscas podrían transmitir la bacteria excretada por las heces: éstas podrían contaminar alimentos y aguas, sobre todo en países en vías de desarrollo.

La colonización del estómago es muy frecuente; sin embargo no todas las personas desarrollan enfermedad, ya que esto depende de la virulencia o agresividad del germen, que viene determinada por las sustancias tóxicas que produce. También depende de la susceptibilidad del huésped, es decir según el grado de acidez del estómago y de algunos marcadores genéticos predisponentes.
  Cómo se contagia el Helicobacter pylori
 
 
 

¿Cuáles son los síntomas de la infección por Helicobacter pylori?

 
 
 
•   Lo más frecuente es dolor abdominal en epigastrio (lo que conocemos como "boca del estómago") y a veces periumbilical (alrededor del ombligo), asociado o no a vómitos.
   
•   En otras ocasiones se produce falta de apetito, malas digestiones o pérdida de peso
   
•   A veces se asocia a anemia ferropénica (por falta de hierro), que responde mal al tratamiento con suplementos de hierro oral. No existen síntomas específicos de la úlcera, ya que el dolor abdominal es indistinguible al que produce la gastritis.